Miradas

Mirada

Paseando por cualquier calle de una ciudad, son innombrables el número de elementos que pueden captar la atención de una persona. Del todo, yo me quedo con las miradas. Esa esencia que se asoma desde dentro de los ojos de las personas. Cada una tiene una característica que la hace especial y única. Cada una lleva consigo un mensaje. Descubrir que hay en cada una de ellas puede llegar a ser un apasionante ejercicio de empatía.

Hay miradas indiscretas, que empujan a los ojos afuera de sus órbitas y los obligan a examinar cada detalle.

Hay otras que son tímidas y se esconden cuando detectan la presencia de un desconocido.

Hay miradas que no miran, sino que están clavadas en un punto fijo y son solo testigo de la imaginación y sueños del individuo.

Hay miradas esquivas, miradas que desprecian.

Hay otras que gritan ayuda desde el silencio. Que piden auxilio.

Hay miradas bañadas en lágrimas.

Otras que albergan deseo.

Hay miradas simpáticas que buscan otras miradas para regalarles una sonrisa.

Hay miradas que piden clemencia

Otras indiferentes

Miradas acomplejadas y miradas llenas de ego…

Son millones de miradas cargadas de significado. Enigmas constantes para descifrar. Enigmas ambulantes al acceso de todos. Seamos curiosos, miremos directo a los ojos de aquel que no conocemos. Experimentemos más el ejercicio de la mirada directa. Descubramos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s